¿Qué es WordPress?

Procesadores de textos y procesadores  de webs.

Estamos familiarizados con el uso de procesadores de textos como OpenOffice o Microsoft Word. Con ellos editamos documentos y los guardamos en nuestro disco duro.

WordPress podríamos decir que es un procesador de documentos web. Editamos documentos y los guardamos en un hosting o servicio de alojamiento web. Además, podemos publicarlos en internet, si optamos por hacer públicos esos documentos con los que trabajamos.

Para aplicaciones como WordPress suelen emplearse los nombres de CMS (content managament system) o gestor de contenidos, editor web, etc; pero, en definitiva, se trata de algo parecido a un procesador de textos, pero en línea.

Con WordPress podemos crear diferentes tipos de documentos. Los principales se llaman entradas y páginas. Entradas y páginas no son muy distintas. La diferencias tienen que ver, ante todo, con el modo como quieras organizar tu sito. No debe preocuparte mucho. Irás viendo la utilidad de cada tipo de documento con el uso.
Wordpress
, por defecto, crea webs con formato de blog (formadas por entradas), aunque también se puede trabajar solo con páginas como en una página web convencional.  Además, claro, puedes combinar entradas, páginas y otros tipos de documentos a tu antojo.

Facilidad de uso de WordPress

Editar un texto con WordPress es muy similar a hacerlo con OpenOffice o Microsoft Word, por ejemplo.  Muy similar…¡y bastante más sencillo!.  El trabajo básico con WordPress requiere muchos menos comandos y es mucho menos complejo.

Si ya conoces OpenOffice o Microsoft Word, empezar a usar WordPress te resultará muy sencillo. ¡¡Y si no, también!

Potencia y complejidad de WordPress.

WordPress se compone de una aplicación principal (se puede descargar de wordpress.org) que nos proporciona, por sí sola, un procesador de documentos web similar al de Blogger, por ejemplo. Una herramienta de creación de blogs potente, atractiva y de fácil uso.

Pero, además, desarrolladores de todo el mundo han creado miles y miles de aplicaciones secundarias o plugins.
Estas extensiones  permiten añadir a WordPress casi cualquier función que uno pueda imaginar y lo hacen apto para todo tipo de proyectos web. Actualmente, alrededor del 25-30% de las páginas de internet han sido creadas con WordPress.